Mito #1: "Hay que tener mucho dinero".

Para comprar una propiedad, siempre deberás tener cierto capital inicial que puedes ahorrar (vender algo que no uses, pagar con servicios, etc.) y, para financiarte, puedes usar los bancos, financiación del dueño, arriendo con opción de compra y otras estrategias.

No es necesario ser millonario para construir un imperio de propiedades. ¿Cuántas personas conoces que ganan menos que tú y tienen más propiedades?

El problema no es dinero…

Mito #2: "Ahora no es un buen momento".

Nunca es mal momento para empezar a comprar propiedades, mientras se aplique la estrategia correcta, considerando tanto los factores externos (situación económica del país, analizar tasas de interés, que la economía local sea estable) como los internos (que no sea un acto impulsivo, analizar el capital con el que cuento…) que influyen en la decisión.

Mito #3: "El ingreso por arriendo cubre todos los costos".

Para confirmar que la inversión será efectivamente rentable, calcula si el valor del arriendo será igual o mayor a todos los gastos mensuales que implique. 

Es necesario revisar la propiedad constantemente para mantenerla en buenas condiciones, pagar los impuestos correspondientes y tener un buen contrato de arrendamiento 

Si la información te ha resultado útil, regálanos un LIKE!
Comenta, Comparte y Guárdalo para ver cuantas veces quieras!

Comentarios en Facebook